Consulta telefónica GRATUITA

 

 Tel.: 91 638 58 81

  

   

Consulta on-line  GRATUITA

Su mensaje del formulario se ha enviado correctamente.

Ha introducido los siguientes datos:

Envíe su consulta. Recibirá nuestra respuesta lo antes posible

Por favor, corrija los datos introducidos en los campos siguientes:
Al enviar el formulario se ha producido un error. Inténtelo de nuevo más tarde.

Atención: Los espacios marcados con * son obligatorios.

---- Consultas PRESENCIALES ----

 

Previa petición de cita en el  Tel.: 91 638 58 81

 

HORARIO DE ATENCIÓN

Lunes a Jueves de 10:00h. a 19:00h.

Viernes de 10:00h. a 14:00h. 

 

Nuestras páginas en redes sociales

Consulta Telefónica GRATUITA

 

 Tel.: 91 638 58 81

  

   

Quiénes somos ?

Marconia Legal es una agrupación profesional de Médicos y Abogados, con el objeto de formar un EQUIPO Médico-Jurídico. Avalado por 18 años de experiencia profesional ofreciendo sus servicios a Particulares, Empresas, Compañías Aseguradoras, Asociaciones y Colectivos.

Expertos Médicos y Abogados que realizan un trabajo conjunto y una valoración común y consensuada de cada uno de los casos de forma individual y personalizada

Especialistas a nivel nacional en:

  • Tramitación y solicitud del reconocimiento de Incapacidad Permanente para obtener de la Seguridad Social las pensiones correspondientes.Toda la información en esta web: www.incapacidadpermanente.org  
  • Tramitación y reclamación de indemnizaciones por Negligencias Médicas  Sanitarias y Hospitalarias, errores médicos o mala praxis. Toda la  información  en esta web: www.negligencia-medica.org

Qué es incapacidad permanente ?

Es la situación en la que se encuentra un trabajador tras sufrir una enfermedad o accidente y que a pesar de haber estado sometido a un tratamiento médico durante su baja por incapaciad temporal, continúa presentando secuelas graves que le impiden poder desarrollar su actividad laboral. En este punto nos situamos en el ámbito de la Incapacidad Permanente, en sus diferentes grados

GRADOS DE INCAPACIDAD PERMANENTE:

Incapacidad Permanente Parcial: 33% limitación trabajo habitual

Incapacidad Permanente Total: 100% de limitación para el trabajo habitual

Incapacidad Permanente Absoluta: 100% de limitación para todo tipo de trabajo

Gran Invalidez: necesita asistencia de otra persona  

La Seguridad Social deniega al trabajador en muchas ocasiones el reconocimiento de la incapacidad permanente y su pensión correspondiente, siendo los Juzgados y Tribunales quienes vienen corrigiendo este criterio austero que mantiene la Administración.

Por lo tanto es necesario que las demandas judiciales sean planteadas por profesionales expertos, de forma fundada y sustentadas con informes médicos. Contar con informes médicos será requisito fundamental para reclamar una incapacidad permanente a la Seguridad Social.

Qué pensiones corresponden?

Las pensiones correspondientes a las incapacidades permanentes, son prestaciones económicas que tratan de cubrir la pérdida de ingresos que sufre un trabajador cuando, por enfermedad o accidente, ve reducida o anulada su capacidad laboral.

La cuota de las pensiones está determinada por la base reguladora y el porcentaje que se aplica según el grado de incapacidad permanente reconocido, siempre que se reunan los requisitois exigidos.

* Incapacidad Permanente Parcial: consiste en una indemnización de 24 mensualidades  de la base reguladora que sirvió para el cálculo de la incapacidad temporal

* Incapacidad Permanente Total: 55% como mínimo, de la base reguladora. Se        incrementará en un 20% a partir de los 55 años cuando por diversas circunstancias se  presuma la dificultad de obtener empleo en actividad distinta a la habitual.

* Incapacidad Permanente Absoluta: 100% de la base reguladora

* Gran Invalidez: Se aumenta a la pensión recibida por la Incapacidad Total o Absoluta un  complemento del 45% destinado a remunerar a la persona que atiende al beneficiario.

Se puede cobrar la pensión de incapacidad y realizar un trabajo?

Cuando un trabajador está cobrando una pensión por incapacidad permanente, se plantea si es compatible el percibo de esta pensión con la realización de un trabajo remunerado, ya sea por cuenta propia o apor cuenta ajena.

Pensión de Incapacidad Permanente Parcial (IPP). Cuando se tiene reconocida una incapacidad permanente parcial con una disminución no inferior al 33%, el trabajador si puede realizar su trabajo habitual remunerado

Pensión de Incapacidad Permanente Total (IPT). Cuando se tiene reconocida una incapacidad permanente total y su prestación correspondiente, la Empresa puede legitimamente extinguir el contrato del trabajador para su profesión habitual o mantenerle en otro puesto cuyas tareas no resulten incompatibles con las secuelas que sufre el trabajador y que han motivado la concesión de la prestación. Siempre se debe tener en cuenta lo regulado en convenio colectivo.

Pensión de Incapacidad Permanente Absoluta (IPA). Cuando se tiene reconocida una incapacidad permanente absoluta, la Empresa puede extinguir el contrato del trabajador para todo tipo de trabajos ya que se plantean enormes dificultaes de compatibilidad entre el trabajo y la pensión. La regulación existente deja ciertas puertas abiertas a esta compatibilidad, aunque en la práctica se dan muy pocas situaciones en las que se permita la realización de una actividad laboral.

En definitiva el trabajador que esté percibiendo una pensión de incapacidad permanente, debe comunicar al INSS cualquier decisión respecto a su actividad laboral, por cuenta propia o ajena, que pudiera ser incompatible con su situación de pensionista.

Nuestros Servicios Gratuitos

* Orientación Jurídica, telefónica y on-line, en materia de incapacidades laborales, con valoración de la situación expuesta por el paciente y la posible viabilidad de su caso

* Valoración Médico-Pericial de los informes clínicos aportados por el paciente, para determinar las posibilidades de tramitar la solicitud judicial de Incapacidad Permanente.

Nuestros Servicios por Encargo

* Consulta Médica presencial y personalizada con un Médico experto, para valoración de daños y secuelas sufridas por el paciente y elaboración del informe médico-pericial correspondiente.

* Consulta Jurídica presencial y personalizada con un Abogado especialista, para el inicio de la reclamación administrativa y judicial, en el caso de que el informe pericial sea favorable.